685402443 (TF o WASSAP) - COMPARTIENDO EXPERIENCIAS DE TECNOLOGIA /ART / CINE Y CULTURA NEW MEDIA EN COMUNIDAD

Animales fantásticos

Año: 2018

Duración: 134 min.

País: Reino Unido

Dirección: David Yates

Guion: J.K. Rowling

Música: James Newton Howard

 

Reparto

Eddie RedmayneJude LawKatherine WaterstonJohnny DeppZöe Kravitz,Ezra MillerAlison SudolCallum Turner

 

Sinopsis

Cumpliendo con su amenaza, Grindelwald escapa de su custodia y ha comenzado a reunir seguidores, la mayoría de los cuales no sospechan sus verdaderas intenciones: alzar a los magos purasangre para reinar sobre todas las criaturas no mágicas.

 

 

Crítica:

Como es de suponer, la película tiene momentos espectaculares desde el principio que bien seguro celebrarán los amigos de la saga, que está construida, con un guion en el que se añaden tantos ingredientes que diluye algo el centro de atención principal, pero que por su vertiginoso discurrir y la aportación de nuevos giros de la historia es difícil no involucrarse en esa fantástica aventura de ritmo sin pausa. Es de significar que para ello, también colaboran en gran manera el plantel de actores y actrices con sus magníficas  caracterizaciones de cada uno de los personajes que encarnan, lo hagan de una manera histriónica o contenida, pero con un atractivo que traspasa la pantalla, y rodeados de efectos especiales que nos hagan olvidar la realidad de fuera de la pantalla, o desenvolviéndose en espacios más naturales, el resultado es convencernos para dejarnos llevar por lo que ocurre dentro, y en ese sentido lo consigue, lo mismo que se consigue fácilmente entrar en el espíritu de una fiesta después de tomar la segunda copa. Con la salvedad de que, en “Animales fantásticos: los crímenes de Grindelwald”, atrapa ya, en una primera secuencia espectacular, al menos, a todo un público predispuesto a ello, en su mayoría joven o adolescente.

Los demás, los que no nos dejamos engatusar por esas historias, (en parte,  quizá, por el  exceso de efectos de imagen, y sonidos para potenciar la exaltación) no importamos, porque no somos de ese mundo, aunque sepamos reconocer que, como espectáculo cinematográfico, ese lenguaje es tan válido como cualquier otro, para acercar masivamente a un público que está pidiendo esas prodigiosas aventuras envueltas en coloridos papeles de celofán. Estoy seguro que esos no se sentirán defraudados con esta película, si no todo lo contrario.

P.M.

Ir a la barra de herramientas